Fantastica

Reflexión para un mal día

 

Tal vez si llegaste hoy a este punto, es debido a que necesitabas llenarte de mensajes y palabras bonitas para culminar un día de esos que fueron difíciles, negativos, oscuros, esos días donde desearías terminar todo y seguramente solo deseas ir a la cama y no tener a tu lado más preocupaciones.

Lo primero que debes hacer es aceptar que todos tenemos días como el que tú tienes hoy, está bien sentirte así, habitar tu cuerpo y sentimientos con las circunstancias que estás viviendo, hay momentos donde hay que tocar fondo y sentirse ausente, para volver a renacer, pero lo importante es tener noción de lo normal que es tener un bajón emocional, ten claro que si esto se vuelve una constante, debes buscar ayuda y soluciones, pero hoy trabajaremos en cambiar la energía de lo que fue tu día.

Intenta estar a solas en un lugar donde puedas estar tú y tu alma, donde puedas encontrarte contigo, si no tienes esta posibilidad, tan solo cierra los ojos, te invitamos a que llores y saques cualquier sentimiento que tengas hoy en ti, pueden ser unas lágrimas de ira, tristeza, asombro, dolor,  sin importar cuál sea, sácala, deja que tu alma sienta lo que pasa en tu corazón, y si es necesario gritar, tan solo hazlo.

Sécate esas lágrimas y juntos busquemos la solución más pronta, descansar, olvidarte por un instante de lo que te sucedió o sucede, sin importar que al día siguiente pueda ocurrir lo mismo, estas en este presente, déjate llevar,  si necesitas escribir en una hoja, hazlo, si quieres bailar, escuchar música, intenta hacer alguna actividad sencilla que te genere calma, que saque el estrés, dolor, odio, cualquiera de los sentimientos que puedes tener.

Repite:

Hoy soy más fuerte que ayer y mañana todo estará bien.

Me respeto y lleno mi vida de fortaleza y esperanza, sé que todo estará bien.

Crea tus propias frases o mantras que te permitan elevar la energía y descansar tu mente, necesitas cerrar el ciclo que viviste en este día o sencillamente no descansara tu cuerpo o tu alma, es importante que cierres la puerta al mal día que tuviste, para descansar, por medio de esto podrás iniciar el día siguiente de una mejor manera.

Compartir