Fantastica

Vaporización en casa 

Existen muchos procedimientos estéticos para lograr tener un rostro natural, suave y muy lindo, pero la verdad es que estando en casa se pueden lograr grandes cosas y resultados muy parecidos o incluso mejores.

 

Cuando hablamos de una vaporización es el procedimiento en el cual, el vapor de un líquido caliente hace que los poros de tu cuerpo y en específico rostro, se abran para eliminar y hacer exfoliaciones, en el caso de sufrir de acné es importante hacer estas vaporizaciones para que las impurezas maduren y sea más fácil eliminarlas, así mismo cuando sientes que tu rostro se ve muy agotado es también bueno hacerlo.

Lo único que necesitas es un poco de agua y alguna hierba, la más recomendada es la manzanilla por sus propiedades para desinflamar y suavizar el rostro, la idea es que entre más tiempo, más sudor generarás y tu piel se desintoxicará.

Antes de empezar este procedimiento asegúrate de lavar tu rostro bien y que el exceso de mugre y sudor del momento lo elimines antes del procedimiento.

Realiza una vaporización fácil y sencilla desde casa, solo necesitas hervir un poco de agua y agregarle un poco de manzanilla, cuando esté lista colócala en un recipiente y acerca tu rostro a una distancia moderada, que el vapor te ayude a sudar, pero sin quemarte, cúbrete con una toalla sin dejar espacio para que el vapor salga y aguanta el tiempo que más puedas, de 6 a 15 minutos, te ayudará a desinflamar tu rostro y abrir los poros para eliminar imperfecciones y acné, hazlo una vez por semana, te ayudará a tener una piel suave y fantástica.

Si no cuentas con manzanilla en tu casa, no te preocupes para empezar esta bien que lo hagas solo con agua, el vapor de igual manera te ayudará.

Solo que para mejores resultados si es mejor encargarse de utilizar plantas que proporcionen a través del vapor una ayuda a tu piel.

Cuando termines deja por un par de minutos y haz una limpieza sacando las imperfecciones necesarias sin lastimar tu rostro, no exageres es algo sutil y luego de un par de minutos cierra nuevamente los poros con un poco de hielo.

 

Compartir